Tag: Creative commons

La Carta de los Comunes. Para el cuidado y disfrute de lo que de todos es

En nuestros días, cuando ni el Estado ni el mercado son capaces de cuidar los bienes naturales, los servicios públicos y la libre difusión del conocimiento, La Carta de los Comunes propone una constitución imaginaria, al estilo de fueros y cartas pueblas, para garantizar el acceso universal, la gestión democrática, la sostenibilidad y la inalienabilidad de estos bienes y servicios, imprescindibles para la vida.

Compuesto en tres partes, la primera expone un cuento de un pasado anterior a La Carta, curiosamente parecido al momento actual, un relato en el que hombres encorvados por el miedo a la crisis son capaces de erguirse y descubrir que la riqueza no ha desaparecido, sino que está concentrada en unos pocos. Esos hombre y mujeres, tomarán en sus manos la gestión de la vida y escribirán las nuevas normas recogidas en la segunda parte: La Carta de los Comunales.

La Carta de los Comunales desarrolla la puesta en práctica de esta gestión comunal adaptada a nuestro tiempo: normas para velar por la sostenibilidad de los bienes naturales; para asegurar que la ciudad y lo que ésta produce sea de todos; para que el trabajo de cuidado sea repartido y la salud, un valor no mercantilizable; para evitar la segregación en la escuela y garantizar que el conocimiento y sus aplicaciones pertenezcan a la sociedad entera. Recoge también los principios de los comunes antiguos: toda la comunidad debe participar y trabajar por la buena gestión y sostenibilidad de los recursos, ya que solo así todos podrán beneficiarse de sus frutos.

En la tercera parte, el colectivo de investigación Observatorio Metropolitano de Madrid analiza estos comunes antiguos y los servicios públicos del siglo XX como elementos centrales para la reproducción de las personas. Al igual que el cercamiento de campos convirtió en proletarios a los campesinos, la privatización de los servicios públicos nos devuelve a una enorme situación de precariedad, nos hace más vulnerables al mercado y dependientes del salario.

En definitiva, en este libro se defiende la actualidad de la propuesta de los comunes: la posibilidad de detraer al mercado y al Estado la decisión y gestión de lo que necesitamos para vivir.

madrilonia.org es un colectivo híbrido entre militancia e investigación. Su labor se dirige a cartografiar e intervenir sobre las transformaciones sociales y urbanas de las metrópolis contemporáneas

http://www.traficantes.net/libros/la-carta-de-los-comunes

 

 

Everything is a Remix – Remastered

Remixing is a folk art but the techniques are the same ones used at any level of creation: copy, transform, and combine. You could even say that everything is a remix.

[NO-RES], vida y muerte de un espacio en tres actos

[La película]

[NO-RES] es la crónica de los últimos días de vida de la Colònia Castells, una de las pocas colonias fabriles que quedan en Barcelona, que será derruida en 2011. Con el derribo de sus casas bajas y sus callejuelas, quedará enterrado todo un micromundo relacional muy peculiar, así como una forma muy humana de entender el espacio urbano, por parte de sus entrañables habitantes.

Entendemos esta crónica videográfica a dos niveles: como obra finalizada (lo que llamamos “la película”) y como Work in Progress.

De forma observacional, la película narrará tres momentos de este espacio que coinciden con el fin de una cotidianeidad que se ha mantenido inalterada a lo largo de todo un siglo. Estos momentos son:

I.LA VIDA EN LA COLONIA

II.DISECACIÓN DE LA COLONIA (TAXIDERMIA)

III.LA DESTRUCCIÓN DE LA COLONIA

Se trata de un proceso paradigmático del cambio urbanístico que viven muchas ciudades de occidente: en medio del barrio de Les Corts, la Colonia está completamente rodeada de grandes edificios y grandes avenidas, como la Calle Entenza.

Esta obra audiovisual nos mostrará de una forma muy gráfica el paso de la ciudad horizontal a la ciudad vertical. Inevitablemente, [NO-RES] narrará también el éxodo de sus protagonistas que serán desalojados a finales de 2010 y obligados a adaptarse a un medio casi opuesto al que siempre han conocido. La narración culminará con el derribo de las casas en las que nacieron muchos de los vecinos de la Colonia.

La constante narrativa de esta película será el propio espacio y el modo de vida que de él se desprende: muchas horas de sol, ausencia de tráfico, vida en la calle, contacto con los vecinos, gente mayor tomando el fresco, niños jugando a pelota, etc. En contraposición, está la amenaza constante de las grandes avenidas de las ciudades verticales, casi personificada por la proximidad de la Calle Entenza –que limita con la Colonia Castells-, característica por su tráfico intenso.

[NO-RES] significa en catalán la NADA.

http://no-res.cc/es/

Ficción Inmobiliaria

 

LA FICCIÓN COMO REGISTRO [ Found Footage Inmobiliario ]

Ficción Inmobiliaria
recopila material formado por películas de ficción donde las problemáticas asociadas a la cuestión de la vivienda aparecen en la trama principal o cruzadas con ésta.

La ficción rara vez trata sobre lugares; en la ficción importa la historia. Pero si atendemos a la localización, sin dejar de prestar atención a la trama, podremos acceder a parte del conocimiento fílmico almacenado en la imagen audiovisual. Analicemos ese residuo de conocimiento objetivo del contexto filmado:

Algunas ciudades resultan un escenario paradigmático para las tramas inmobiliarias. Nueva York, Londres o Los Ángeles son escenarios en transformación constante, de los que algunas películas suponen un registro de lo que borró el progreso.
¿Qué queda hoy del edificio que consiguió resistir a la demolición gracias a la ayuda de unos pequeños platillos volantes en Batteries not includes (estrenada en España como Nuestros maravillosos aliados)? Dado que la historia transcurre en un edificio solitario en medio de los escombros, explicaba el productor Ronald Schwary , teníamos que encontrar un terreno baldío con edificios quemados alrededor. Finalmente nos decidimos por un edificio real en la 8th Street entre las avenidas C y D en el Lower East Side de Nueva York. El edificio ya no existe. En su lugar se encuentra hoy la subestación de la Oficina de Vivienda, en un entorno bien diferente. El Lower East Side ha sido el escenario de grandes transformaciones urbanas.
Pocos años antes de la filmación de Batteries not includes, ese mismo escenario fue testigo de una fuerte alianza entre la industria cultural y mercado inmobiliario. Comenzaba el proceso de gentrificación del Lower East Side, acompañado y potenciado por una rápida mercantilización de la subcultura local. Downtown 81 es un caso singular: una ficción representada por los mismos protagonistas de la vida real. Más interesante que su biopic Basquiat, esta ficción deja entrever cierta consciencia del artista instrumentalizado. Sin duda, no la suficiente, como ya manifestaran coetáneos menos marketinianos: Por más contracultural que parezca su pose, la usencia total de auto-reflexión política condenó al arte del Lower East Side a la reproducción de la cultura dominante.

Continuando en Nueva York, encontramos algunas películas de ficción que resultan premonitorias. En Do the right thing (estrenada en España como Haz lo que debas) la trama transcurre en Bedford-Stuyvesant, conocido como Bed-Stuy, barrio que fue durante décadas un núcleo cultural afroamericano en Brooklyn. Con actitud territorial, un grupo de chicos del barrio confronta la llegada de un nuevo vecino de clase media. La presencia del chico blanco es indicativa y amenazante. Fuera de la ficción, algunos años después de que Bedford-Stuyvesant fuese aclamado en el Times como la nueva región de inversión en Brooklyn, el barrio se ha convertido en un suceso y los vecinos que en los 80 habitaban el barrio, hoy son desplazados.

East End of London. Cockneys vs Zombies (estrenada en España como Invasión Zombie) es una de esas películas que utilizan a los zombies como representación del consumidor descerebrado, con la original particularidad de que aquello que sus zombies consumen descerebradamente son principalmente espacios urbanos. Un planteamiento no muy alejado de la realidad espacial del East End, donde la construcción del Olimpic Park ha supuesto una profunda transformación en la zona, impulsando un proceso de gentrificación que está rediseñando el área y expulsando a las poblaciones tradicionales (cockneys) de sus barrios.

La imagen del East End como sinónimo de pobreza y miseria ha sido largamente explotada por los promotores inmobiliarios en las últimas décadas para poner en práctica proyectos de desarrollo urbano agresivos, desarrollados a través de la empresa privada, como Canary Wharf, en la década de 1980. Hoy la ficción hace justicia en filmes como Tower Block (estrenada en España como Francotirador) .

Londres, la ciudad que inspiró el termino gentrificación, no puede olvidar cuanto hay de choque de clases en los conflictos urbanos. High Hopes (estrenada en España como Grandes ambiciones ) ahonda en estas fricciones. Si la realidad del barrio de King’s Cross a finales de los 80 dio de sí lo suficiente para alimentar la ficción de esta comedia social, hoy, tras una inversión de 2mil millones de libras, la ficción se ha desbordado, transformando un área de edificios catalogados y hectáreas de terrenos abandonados en un futuro epicentro para la clase creativa.

El derecho a la ciudad de las clases bajas ha inspirado innumerables películas de ficción. Boyz n the Hood (estrenada en España como Los chicos del barrio) intenta recoger en dos horas de metraje un amplio abanico de las problemáticas que a finales de los 80 sufría la marginada comunidad negra de South Central, en la ciudad de Los Ángeles. Entre ellas la gentrificación, que no ha tardado en llegar al Inglewood de la esfera real, en la actualidad demandado por artistas blancos de clase media que tímidamente se van instalando en la zona,

Algunas ficciones transcurren sobre el telón de fondo de los fuertes intereses que los barrios populares de las áreas centrales despiertan en los villanos, para los que el territorio es sólo un suelo que rentabilizar, y sus habitantes molestos estorbos a la inversión. Life Stinks (estrenada en España como Qué asco de vida) sugiere que aquellos que controlan el mercado inmobiliario, se verían menos propensos a la especulación tras una larga exposición a la realidad de los más desfavorecidos. Quizá esto sólo sea posible en la ciudad de Los Ángeles, cuna de Hollywood, la gran fábrica de ficciones, que, por otro lado, debe su nombre a una promotora inmobiliaria.

Incluso aquellas películas con una localización ficticia, no pueden evitar referenciar a la realidad. Pongamos por ejemplo Toontown (o Dibullywood, en la versión doblada al castellano), ciudad amenazada en Who framed Rogert Rabbit (estrenada en España como ¿Quién engañó a Roger Rabbit?). El dilema del tráfico arrasa barrios, en este caso imaginarios. Pero tales soluciones distan mucho de ser ficción. Quizá los guionistas de Who framed Roger Rabbit encontraron inspiración en la lucha de Jane Jacobs contra el controvertido proyecto Lower Manhattan Expressway, autopista elevada de ocho carriles que pretendía arrasar el Greenwich Village de finales de los 60. O Treasureville, en el anime Tekkon Kinkreet, barrio ficticio basado en las calles de Kichijoji y Gotanda, en Tokio. Kichijoji es conocido como barrio bohemio, kitch, cultural, del centro trend de Tokio. El distrito de Gotanda pasó de ser industrial a área residencial y de negocios, convirtiéndose en la sede de firmas multinacionales y compitiendo con Kabukicho como barrio rojo. Ambas, transformaciones que amenazan al “pasado de moda” barrio ficticio de Treasureville.

Pero no sólo las grandes megápolis inspiran tramas de suspense inmobiliario. Homebodies (estrenada en España como Locos asesinos) es una película sobre personas de edad avanzada que son desalojadas de sus hogares para dar paso a la renovación urbana, y sus inútiles esfuerzos para desafiar el progreso. La mayor parte de las escenas exteriores fueron filmadas en Queengate, antigua zona industrial del área central de Cincinnati, y actualmente en desarrollo dentro del programa de renovación de la ciudad. Le mani sulla città (estrenada en España como Las manos sobre la ciudad) denuncia mediante la ficción la corrupción política y especulación inmobiliaria en la Italia de los años 60, con Nápoles como decorado. Y algunas de las más originales e inspiradoras estrategias de resistencia de los habitantes de las ciudades contra la injusticia inmobiliaria fueron ficcionadas en el centro de la ciudad de Bogotá, como muestra La estrategia del Caracol, metáfora del acoso inmobiliario, basada en la realidad de una ciudad con un sistema social altamente estratificado.

También el cine español es una fuente documental para el estudio de los barrios marginales y las transformaciones urbanas. Como el crimen inmobiliario con motivaciones aspiraciones de Chuecatown, cuya trama ironiza sobre uno de los más evidentes procesos de gentrificación en Madrid. Chueca, barrio degradado en los 70, es en la actualidad una zona de caras viviendas rehabilitadas y sector terciario exclusivo. Cómo llegó a ser así es toda una historia de suspense.
Que la solución llegue en un sueño, como resuelve la trama de El inquilino, es una posibilidad solo deseable en la ficción, que la realidad ha de combatir.

En este collage de ficciones en las que la ciudad y sus habitantes son los protagonistas se esconde el registro de los conflictos urbanos asociados al modelo socioeconómico de una época. De igual manera, sus desenlaces proyectan un abanico de soluciones sólo limitadas por la imaginación. Quizás podamos apreciar el cine de ficción por sus revelaciones documentales, y otorgar nuevas resonancias y significados a este sugerente orden narrativo.

http://www.lefthandrotation.com/museodesplazados/ficha_ficcioninmobiliaria.html

Buy Buy Europe

Esta serie web está elaborada en base a Cómo se atreven – el euro, la crisis y el gran atraco, de Peter Mertens, editorial EPO, Amberes

Eyjafjallajökull es un fenómeno natural. La crisis económica no lo es. Aquí no cabe ninguna consternación sobre fuerzas indomables, sino una indignación. A los banqueros, a los sanguijuelas financieros y a los infladores de burbujas les dieron después de la crisis del 2008….más poder aún. En un gran atraco trasladaron otra vez millones de euros a los millonarios. En Europa ahora los especuladores han adquirido un status imperial y sumisamente los denominamos “mercados”. Como si fueran el emperador Nerón, con su pulgar hacia arriba o abajo, deciden sobre el futuro de pueblos enteros. Desde Grecia a Italia y Bélgica exigen otra vez que tú y yo paguemos la crisis, por segunda vez. ¡Cómo se atreven!

 

Epis. 1 Cada semana crisis bancaria

Epis. 2 Recortar hasta la muerte

Epis. 3 El paraíso fiscal

Epis. 4 Bratwurst, Lederhosen y Mini-empleos

Epis. 5 ¿Qué Europa queremos?

Exponiendo lo invisible

Epis. 1 Nuestra moneda es la información

https://exposingtheinvisible.org/films/our-currency-is-information/#movie

The digital age has profoundly transformed the way people find and share information. The Internet is enabling collaboration between activists, hackers and journalists on an unprecedented scale. This has led to previously unimaginable possibilities in investigative reporting. People are newly empowered to uncover hidden information, expose corruption and bring the truth to light.

Through a series of short films, Exposing the Invisible tells the personal stories of those working at the new frontiers of investigation.

We explore their tools and methods and learn how they manage the risks of information activism. The project also offers a range of resources to help activists protect themselves and their work.

We hope that Exposing the Invisible will inspire a new generation of people committed to transparency and accountability.

Epis. 2 Desde mi punto de vista

https://exposingtheinvisible.org/films/unseen-war/#movie

The second episode in the series, ‘From My Point of View’, rather than looking at professional investigative journalists, profiles three ‘investigators-in-the-making’ investigating issues ranging from weapon supply routes in Syria’s YouTube conflict, urban land grabbing in post-conflict Beirut and how DIY aerial mapping can expose and challenge power relations in Jerusalem. All three use innovative tools and tactics to use their data to shed light on hidden layers of the issues they address, many of which are featured in on our Resources pages: exposingtheinvisible.org/resources

Epis. 3 Guerra invisible

https://exposingtheinvisible.org/films/from-my-point-of-view/#movie

In our final episode, Unseen War, we change the angle slightly and explore the physical, moral and political invisibility of US drone strikes in Pakistan. We speak to journalists, activists and experts inside and outside of Pakistan about the consequences of the strikes in the tribal FATA region, why they are possible, and how we can make the issue more visible using data and visualisation tactics.

Matar Al Chino – Tesis Doctoral

“Esta tesis estudia las alteraciones de la vida urbana en la calle d’en Robador del barrio del Raval de Barcelona como consecuencia de las intervenciones urbanísticas que allí se han producido en los últimos veinte años. Las incisiones urbanísticas en el Raval han comportado destrucción de patrimonio arquitectónico, habitacional y cultural de gran valor. Asimismo, han generado expulsiones de población, y en cierta medida y en ciertas zonas, su substitución por otra de mayor capacidad de dispendio. Se ha realizado un rastreo histórico sobre el Raval poniendo énfasis en las sucesivas culturas de control aplicadas allí sobre una población caracterizada por un elevado componente obrero y descapitalizado. Esto es complementado por una etnografía crítica de la calle citada -llevada a cabo entre los años 2010 y 2012, que ofrece una actualización de la perspectiva con el fin de establecer las persistencias y recurrencias que los sucesivos gobernantes han ensayado en lo que han sido hasta hoy los “bajos fondos” de la ciudad, el mítico “Barrio Chino”.
Palabras clave: Raval, Barcelona, urbanismo, vida urbana, culturas de control, violencia”

http://www.ub.edu/grecs/membres/miquel-fernandez/